Generación Gillespie

"Lo que llamamos nuestra intimidad no es sino nuestro imaginario mundo, el mundo de nuestra ideas", José Ortega y Gasset.

anne-gillespie-split_1

Me he enterado recientemente de que a todos aquellos nacidos entre 1990 y 2010 se nos llama Generación Z. Nosotros no nacimos con un pan bajo el brazo, si no con una pantalla. Somos la generación de lo virtual, lo visual y la comunicación. Sin embargo, también lo somos del narcisismo y la inseguridad1. Vivimos en un constante cambio tecnológico y eso nos crea incertidumbre; conseguir una familia y un trabajo estable ya no está entre nuestras prioridades.

Lo que queremos son experiencias y vivir de nuestras aficiones. Sin embargo, cuando vemos que se nos escapa entramos en ansiedad. Vivimos de lo instantáneo, queremos resultados y los queremos ya.

anne-gillespie-befalls_the_earthRodeados de redes sociales, la realidad es que nos sentimos increíblemente solos. Somos como las figuras de Anna Gillespie. Robustas pero llenas de agujeros a través de los cuales se puede ver lo que hay detrás. ¿Vacíos, quizás? Somos una gran masa viscosa de pensamientos e ideas inconexas, sin tener muy claro a dónde queremos llegar. Nos sentimos poderosos pero incompletos. Queremos encontrar nuestro sitio en el mundo pero no sabemos muy bien cómo, queremos dejar huella. Queremos ser importantes.

La individualidad es nuestro sello. Buscamos sobresalir entre todos los que nos rodean y para ello utilizamos la creatividad. Somos, posiblemente, la generación más creativa. Y es que somos los que más contenido digital creamos de entre todas las edades.

Las imágenes de Gillespie son todas diferentes, aunque estén creadas con la misma técnica. Cada una con sus propios agujeros y aunque, a priori, todas formen parte de la misma colección, traen consigo historias completamente distintas.

Figuras que en un primer momento pueden dar sensación de rechazo, pero que cuando las miras de cerca, son increíblemente bellas. Podemos ver todas sus debilidades y fortalezas. Parece que se deshagan, que se vayan a caer de un momento a otro. Al contrario, su estructura es de hierro y seguramente aguanten mucho tiempo en pie.

No sabemos qué nos deparará el futuro, porque el futuro es ya y cada segundo las cosas están cambiando. Constantemente comunicados pero solos detrás de una pantalla. Ambiciosos y creativos. Inseguros y ególatras. Somos pares de opuestos como las últimas obras de Gillespie, vulnerables y robustos. Es precisamente esa ambigüedad la que nos define y hace que tanto nuestro futuro como el de todo el que nos rodea sea, ciertamente, un misterio.

Anne-Gillespie-what_it_takes_mixed_media


Imagen destacada: What It Takes, Anne Gillespie, 2016. Técnica mixta

Imagen interior 1: Split #1, Anne Gillespie, 2017. Yeso y técnica mixta

Imagen interior 2: Befalls The Earth, Anne Gillespie, 2015. Betún, pigmentos y técnica mixta

Imagen interior 3: What It Takes, Anne Gillespie, 2016. Técnica mixta

Imágenes extraídas de la página oficial de Anne Gillespie


1 RTVE.es. 2018. Reportaje Millennium "Generación Z". RTVE.es [en línea]. Disponible en: http://www.rtve.es/alacarta/videos/millennium/millenium17ok/4509571/.

¡Suscríbete!

22. Valencia (ESP) Graduada en Bellas Artes por la Universidad Politécnica de Valencia y estudiante a tiempo parcial de Historia del Arte por la UNED. Me apasiona el arte en todas sus formas, la innovación y cómo éste se relaciona con la sociedad, aportando nuevos valores al mundo en el que vivimos.

2 comentarios

  1. Alejandro Caballero
    22 abril, 2018

    ¡Hola Sara!

    Enhorabuena por el post. Creo que refleja perfectamente la situación en la que vivimos muchos jóvenes en el día a día. Queremos destacar, pero al mismo tiempo vivir el presente. Queremos sentirnos libres y hacer algo que deje huella, pero al mismo tiempo nos sentimos vulnerables en cada paso que damos.

    Creo que vivimos en la generación en la que más recursos tenemos a nuestro alcance, pero que más difícil es hacerse un hueco en esta sociedad y encontrarnos a nosotros mismos. Nunca me ha gustado el concepto de generación Y o generación Z, pero es cierto que hemos nacido en una época totalmente diferente, en la que la tecnología y lo rápido que se trata de vivir y de avanzar nos ha condiciona fuertamente. Y eso se deja notar en que, si bien es la época donde más oportunidades tenemos para definirnos y para ser libres tanto de pensar como de actuar, más esclavos nos sentimos de la tecnología y de las modas.

    Me parece muy interesante el concepto de las imágenes de Gillespie, algo que representa totalmente la sociedad vulnerable en la que actualmente vivimos. Muy buena la comparación que has hecho.

    ¡Un abrazo!

    Responder
    1. Sara Gurrea
      22 abril, 2018

      Hola, Alejandro
      Gracias por pasarte por el blog. Es una época realmente distinta y complicada, creo. Tenemos que defender con uñas y dientes lo humano y tratar de evitar que la tecnología nos devore, aunque suene muy de película creo que es algo que ya está ocurriendo. Me gustaron las obras de Gillespie porque en ellas veía reflejado ese concepto de desgaste y no saber muy bien dónde ir pero siempre con la cabeza sobre los hombros y en pie. Creo que define muy bien nuestra generación y el mundo contemporáneo actual.
      Un saludo.

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *